Current Size: 100%

Los medios y la normalización de la violencia

32074096_1710209992408718_8554993620002799616_o.jpg

A los medios de comunicación les gana la inmediatez y la coyuntura al cubrir los hechos de violencia que ocurren en Jalisco. Así lo aseguró el doctor Darwin Franco Migues, profesor investigador del Centro Universitario de Ciencias Sociales y Humanidades (CUCSH).

 

Como ejemplo de su dicho, señaló el que no se abordara la conexión entre el atentado en contra del ex fiscal de Jalisco, Luis Carlos Nájera ocurrido recientemente, “con la desaparición de los estudiantes de la Universidad de Medios Audiovisuales (CAAV)”.

 

La falta de investigación y de contextualización, es una de las asignaturas pendientes de los medios de comunicación y de los periodistas, al decir de Franco Migues, quien añadió que además ambos hechos tienen a su vez relación “con que unos días antes asesinaran a un elemento clave de la policía de Jalisco en Veracruz”.

 

Para el profesor en la Licenciatura de Comunicación Pública del CUCSH, los medios y los reporteros quedan a deber a la opinión pública, a la hora de informar respecto a la violencia y a las desapariciones que sufren los jóvenes en Jalisco y en México.

 

“Creo que a la mayor parte de los medios y de los periodistas, lo que nos ha hecho falta es tratar de investigar y hacer entender lo que ocurre. La mayoría terminamos siendo como muy inmediatistas, muy sobre la coyuntura, pero no logramos conectar los hechos, y entonces lo que hacemos es dar versiones encontradas o a medias, descontextualizadas y no conectadas”.

 

El también periodista, insistió en que “entonces lo que hacemos son notas de hechos aislados y separados, sin entender cuáles son las perspectivas o lo que tendríamos que hacer para investigar”.

 

Sin soslayar los peligros que en estos territorios puede conllevar la investigación periodística, Franco Migues precisó: “desde luego que eso implica un riesgo, pero no hay un medio que investigue de fondo la violencia. Tenemos notas de lo que ocurre, algunas más detalladas, mejor trabajadas y así la gente que toma un periódico, no llega a entender por qué están pasando las cosas”.

 

En su opinión, las consecuencias de este tipo de cobertura es que las audiencias minimicen los acontecimientos. “De repente es: ¡ah sí, balaceras!, ¡ah sí, detenciones! Pero no hemos logrado hacer entender por qué ocurren, y ese hacer entender tiene que ver con antecedentes como que en Jalisco hay antecedentes de narco bloqueos, por ejemplo”.

 

En el tema de las desapariciones de jóvenes en nuestra entidad, el investigador consideró que “en este tema, se habló como si se tratara de una novedad, a raíz de la desaparición de los chicos del CAAV, pero las desapariciones aquí ocurren desde el 2007”.

 

Franco Migues manifestó que “tomamos conciencia hasta que desaparecieron a alguien que se nos parece más a nosotros. Igual ocurrió con el trabajo en los medios. Hay quienes le han dado seguimiento a las desapariciones, pero la mayoría no, las siguen tratando como nota roja y no como un asunto de seguridad”.

 

Como parte de su ejercicio de autocrítica, precisó que “uno tendría que ser muy crítico frente a por ejemplo, los twitts que lanza el gobernador, diciendo que los que delinquen forman parte de la sociedad y la gente que sabe que son delincuentes no lo dice y no denuncia. Habría que preguntarle al gobernador qué garantía hay de que la denuncia va a proceder, porque hay un nivel de impunidad brutal. Sabemos que se puede denunciar, pero que ocurra un cambio, pues no”.

 

Y concluyó: “los periodistas tenemos una fuerte responsabilidad, porque a veces generamos más una psicosis sobre la violencia, que entendimiento, y eso genera dos cosas, uno que naturalicemos la violencia y otra, que la normalicemos” dijo.

Escrito por: 
Gabriela Díaz García
Fotografía: 
Archivo
Fuente: 
Difunde CUCSH